Resumen

Uno de los principales desafíos de las universidades es formar al alumnado con las competencias profesionales y la cultura digital, que la sociedad del conocimiento demanda. Estas competencias profesionales son específicas de su disciplina, y genéricas que comprenden la correcta gestión de las relaciones interpersonales, del aprendizaje y de los valores sociales. A través de un estudio de la Teoría Fundamentada fue posible identificar que los empleadores de la ciudad de Querétaro, México, consideran que existe una brecha amplia y profunda entre las competencias genéricas que las empresas demandan a los recién egresados de las universidades, y las que estos tienen. La literatura especializada ha documentado que la correcta gestión de las relaciones interpersonales y de los valores sociales suele aprenderse en ambientes no formales e informales de educación. Este estudio reveló que un proceso específico podría cerrar dicha brecha en la educación formal al institucionalizar en las universidades un modelo de profesionalización y de autoevaluación de las competencias genéricas para que los alumnos puedan autorregular su formación sobre la correcta gestión de las relaciones interpersonales, del aprendizaje y de los valores sociales antes de acceder y competir en el mercado actual.

Descarga: “Hacia una cultura de autoevaluación de las competencias genéricas: un estudio de Teoría Fundamentada”